¿Cómo aprovechar la orientación del sol para ahorrar energía?

¿Cómo aprovechar la orientación del sol para ahorrar energía? 1

La orientación del sol es una de las claves a la hora de construir y decorar tu casa. De esta forma, podrás aprovechar todos los beneficios que te brinda una buena ubicación, por ejemplo, el ahorro de energía y, como consecuencia, el gasto en tu factura de luz.

Para que puedas poner en práctica esta inteligente iniciativa, te dejamos los siguientes consejos.

Orientación del sol

¿Cómo aprovechar la orientación del sol para ahorrar energía? 3

Este forma de obtener beneficios de la orientación del sol, se refiere al punto cardinal al que se dirigen la mayor parte de tus ventanas, el frente de tu casa y el patio de la misma. Veamos los detalles a continuación.

1- Si tu casa se encuentra orientada al Norte:

Lo que sucede en este caso, es que en verano el sol brinda más luz por la mañana temprano, en cambio, al atardecer, no hará demasiado calor. Por otro lado, en invierno casi no llega el sol a la fachada, de esta forma, el gasto que tengas en calefacción será más alto que en otras orientaciones.

2- Si tu casa está orientada al Sur:

En este caso, el sol está presente durante casi todo el día y las casas suelen ser cálidas la mayor parte del tiempo. En cuanto al verano, también hará más calor en las horas centrales del día. De esta manera, tendrás un gasto mayor  en aire acondicionado.

3- Si tu casa de orienta al Este:

Se la considera como la orientación ideal para ahorrar en las facturas de luz, ya sea por el uso del aire acondicionado como de la calefacción. El sol está presente por la mañana, desde que sale hasta el medio día. De esta manera, se calientan las habitaciones en invierno y en verano se evitan las horas de sol más fuerte.

4- Si tu casa está orientada al Oeste:

Verás que el sol va a dar durante todo el año desde el medio día hasta que se ponga. Ésto significa que en verano hará calor y no podrás ahorran en climatización.

Ideas para mejorar la orientación

Ahora, el problema surge cuando te diste cuenta que la orientación de tu casa no es buena para ahorrar. En estos casos, puedes utilizar diferentes elementos para paliar el calor.

En verano/primavera, coloca toldos en los espacios en los que más da el sol, si son los que se pueden enrollar o quitar fácilmente, mejor, ya que puedes aprovechar la luz del sol por la mañana, que no es tan intensa.

En invierno/otoño debes decorar tu casa con alfombras, para que el piso no sea tan frío. Otra buena idea es aislar las paredes y techos para que el frío te permita pasar una noche en la sala y no bajo las frazadas.

Vía: ecologíablog

Compartir en Google Plus

Acerca de Daniela Deicas

Comunicadora social, periodista, trabajadora en varios rubros, redactora por naturaleza... Siempre buscando más, de eso se trata.
  • WordPress Comentarios
  • Facebook Comentarios