Perfumes caseros: para cuidar de nuestra salud y del planeta

Perfumes caseros: para cuidar de nuestra salud y del planeta 1

Todos sabemos que cuidar del planeta implica prestar atención a diversos aspectos, como por ejemplo la enseñanza misma, el reciclaje, el cuidado de los recursos naturales, entre miles y miles de otros aspectos. La preocupación por el cuidado del medio ambiente ha alcanzado todos los sectores de la sociedad, e incluso el de los cosméticos, y por dicha razón hoy escuchamos hablar de los cosméticos orgánicos. Pero lo importante es empezar con esta tarea en nuestro propio hogar, y por ello en la oportunidad de hoy te queremos presentar algunas sencillas recetas de perfumes caseros que puedes preparar en tu propio hogar; gracias a ellos podrás tener perfumes bien naturales al mismo tiempo que cuidarás de tu salud y del planeta.

Como sabrás, existen miles y miles de recetas distintas que puedes probar para preparar tus propios perfumes caseros, ya que ello depende de los ingredientes que utilices y las mezclas que tú pruebes. Pero nosotros, en la oportunidad del día de hoy, te vamos a presentar tres perfumes distintos: uno de rosas, otro de durazno, y uno muy especial de jazmín.

Empecemos con la receta del perfume de rosas. Para este delicioso perfume precisarás pétalos de rosas, aproximadamente unos 6; y un poco de menta y romero frescos, aproximadamente tres cucharadas de cada uno. Sólo debes machacar los pétalos de rosas con la menta y romero, y luego cubres dicha preparación con unos 50 milímetros de agua aproximadamente, y 50 milímetros de alcohol etílico. Luego de ello debes guardar la preparación en un frasco, en un lugar oscuro, y batirla cada día durante quince días; cuando pase dicho período de tiempo, debes filtrar los restos de hojas de la preparación y colocar tu perfume en un frasco definitivo, dejando reposar allí tu preparación por unos dos días, y luego ¡perfume listo para usar!

Ahora hablaremos de otro perfume casero: uno de durazno. Para este perfume necesitarás unos dos duraznos en rodajas, un poquito de aceite de almendras, tres tazas de alcohol etílico, y unas gotas de aceite de canela. La preparación es súper sencilla: sólo debes colocar las rodajas de durazno en una botella con el alcohol etílico, y dejarlo reposar por un día entero; luego retiras las rodajas de durazno, agregas el aceite de almendras y el aceite de canela, y agitas bien la preparación, que ¡ya está lista para usar!

Por último, te presentamos un riquísimo perfume de jazmín. En este caso vas a necesitar pétalos de jazmín y 75 milímetros de alcohol etílico. En cuanto a la preparación, debes saber que es súper sencilla: debes tomar los pétalos de jazmín y trozarlos suavemente, para luego colocarlos en un frasco; luego colocas sobre los mismos el alcohol y dejas reposar la preparación por un mes, revolviendo el frasco día a día. Cuando pasa dicho período de tiempo, solo debes filtrare el perfume, para quitar los restos de pétalos de jazmín y ¡ya puedes utilizar tu perfume!

Como entenderás, ya no deberás tener que recurrir a perfumes comerciales si pruebas estas tres recetas que te hemos presentado. Si comienzas a utilizar los perfumes caseros podrás cuidar no sólo de tu salud, sino también del planeta.

Y tú, ¿qué opinas de los perfumes caseros? ¿Te agradan las recetas que te hemos presentado?

Compartir en Google Plus

Acerca de Gisella Zarza

  • WordPress Comentarios
  • Facebook Comentarios